Tupper italiano para volver a la rutina

Tupper italiano para volver a la rutina

Si trabajas fuera de casa y te toca comer en la oficina, no pasa nada porque existe una alternativa muy buena para comer comida casera y sana: prepararla tú mismo y llevarla en un tupper. Uno de los tipos de comida que mejor resulta para este fin es la pasta, así que os recomendamos que os inspiréis en la cocina italiana para vuestras comidas en el puesto de trabajo.

La pasta da mucho juego ya que permite cocinarla de muchas maneras distintas. Otra ventaja que tiene es que, aunque tengas que recalentarla, el resultado es muy bueno. La opción que hemos elegido hoy es un plato sencillo de macarrones con tomate, albahaca y perejil.

pasta albahaca

El secreto de estos macarrones está en la salsa. Para conseguirla freiremos en cuatro cucharadas de aceite de oliva virgen extra, cuatro o cinco tomates maduros de buen tamaño. Cuando estos suelten su agua y empiecen a hervir en sus propios jugos, añadimos hojas de albahaca partidas con las manos y dejamos que se frían con los tomates hasta conseguir una salsa espesa. Cocemos la pasta en abundante agua y la salteamos bien escurrida en la salsa terminada.

Una vez hayamos hecho esto, guardamos el tupper y cuando esté frío, espolvoreamos con perejil picado. ¡Ya está listo un delicioso tupper para que disfrutes de la comida también en el trabajo!

Si prefieres disfrutar de más maravillas de la gastronomía italiana, siempre puedes acercarte a Amassame, junto al mercado de Sants desde las 12:30 del mediodía 😉